Saltar al contenido

  La Dehesa

  Ganadería y agricultura

  Aprovechamientos forestales

  Otros usos y aprovechamientos

  Valores y servicios

  Biodiversidad

  Conservación

 

Agricultura Agricultura

La actividad agrícola en la dehesa es una actividad secundaria, aunque necesaria para su conservación, ya que exige el laboreo periódico del terreno para que éste no sea invadido por el matorral.

Dada la baja calidad de los suelos, la agricultura desarrollada no es de altos rendimientos y se basa, principalmente, en la siembra de cereales como la cebada y la avena, aunque también encontramos cultivos de leguminosas forrajeras o girasol, entre otros. Estos cultivos habitualmente se destinan a la alimentación del ganado, ya sea a diente, en grano, paja o heno.

Así, la producción ganadera se ha acompañado tradicionalmente por cultivos rotacionales de cereal. La rotación consiste en la siembra de una o varias cercas para que, una vez cosechadas, los restos de la cosecha (la rastrojera) sean aprovechados por el ganado. Posteriormente, estas cercas se dejan descansar durante unos años, o se siembran con leguminosas, para que recuperen su fertilidad. De la misma manera, durante estos años de descanso, se van sembrando otras cercas de la explotación.

Portlets anidados Portlets anidados

Visor de contenido web Visor de contenido web

Visor de contenido web Visor de contenido web

Visor de contenido web Visor de contenido web

Icono de conformidad con el Nivel Doble-A, de las Directrices de Accesibilidad para el Contenido Web 1.0 del W3C-WAI